Resulta impresionante la cantidad de mujeres que siguen a Sommer Ray. Es todo un símbolo de lo que significa estar en forma. Gracias a un acondicionamiento físico exigente y una alimentación sana, es única, los resultados están a la vista. 

Este estilo de vida con apenas 23 años, le ha valido para superar en su cuenta de Instagram los 24 millones de seguidores, colocándola como una influencer de sobrado reconocimiento a nivel internacional. Lo que más encanta a sus fans son sus prácticos consejos de belleza, así como sencillos tips para realizar ejercicios. 

Sommer con la intención de no alejarse del público, a pesar de la pandemia que azota al planeta, publicó un video donde la vemos solitaria tomando extremas medidas de precaución. Realiza una intensa sesión de ejercicios aprovechando un día despejado y radiante de sol. Luce ropa deportiva cómoda de color azul, logrando así mayor flexibilidad. Además, la banda elástica en sus muslos le otorga mayor resistencia al ejecutar sus movimientos. La repetición de sentadillas y flexiones de piernas robustecen su retaguardia. La potencia que demuestra está a otro nivel.  

El mensaje de Sommer Ray junto a la extenuante demostración fue: «Los chicos pasan este tiempo trabajando en casa en su sesión de verano, tantos ejercicios fáciles que puede hacer en casa. Si quieres entrenar conmigo, pulsa ese enlace en mi biografía, te enseño todos mis entrenamientos favoritos…». El trabajo físico y como influencer de Ray no para ni por un segundo. 

Sommer Ray, audaz, natural y divertida

Con la gran competencia que existe hoy en día en el acondicionamiento físico, Sommer Ray tiene características que la hacen diferente al resto. Una es que su cuerpo no tiene cirugías. La otra es su forma de ser divertida que hace sentir cerca a sus seguidores. Con la modelo no solo podrás aprender sobre cómo mejorar tu cuerpo, sino que también te reirás con sus ocurrencias. Aunque a veces pase por alto, la autenticidad en estos tiempos donde todo parece inventado, es un valor agregado valioso.