Alan Tham Xiang Sheng fue condenado a seis semanas de prisión por exponer a otros al riesgo de infección.

En medio de la pandemia de coronavirus, un tribunal de Singapur condenó este jueves a un residente local a seis semanas de prisión por violar la cuarentena domiciliaria que tenía que cumplir después de regresar al país desde el extranjero, según informa el periódico The Straits Times. 

Anulan el pasaporte a un ciudadano de Singapur por violar la cuarentena

Alan Tham Xiang Sheng, de 34 años, se convirtió en el primer ciudadano de Singapur en ser condenado por exponer a otros al riesgo de infección al violar la notificación de confinamiento domiciliario que le fue entregada al entrar al país.

Tham regresó a Singapur desde Myanmar el pasado 23 de marzo y de acuerdo con la notificación debía quedarse en su domicilio hasta el 6 de abril. No obstante, inmediatamente después de llegar a su país, el hombre se reunió con su novia y ambos fueron a una oficina de cambio de dinero, a un supermercado y a un patio de comidas.

Se informa que el fiscal pidió al tribunal que sentenciara a Tham a entre 10 y 12 semanas de prisión para “reflejar la gravedad del delito” y disuadir a otros de cometer un acto similar.

En Singapur infringir una notificación de confinamiento domiciliario puede comportar una pena de hasta seis meses de prisión y una multa máxima de 10.000 dólares singapurenses (unos 7.000 dólares estadounidenses). Hasta la fecha, en el país han sido registrados 10.141 casos positivos del coronavirus y 12 muertes, según los datos de la Universidad Johns Hopkins.

Si te ha parecido interesante, ¡compártelo con tus amigos!