Karen Guzmán

Ciudad de México / 30.03.2020 16:08:41

Dar el “tarjetazo” para realizar alguna compra a crédito o meses sin intereses durante la contingencia por coronavirus puede resultar algo arriesgado si no se tiene un objetivo o meta clara destinada a ese gasto, toda vez que se trata de un momento de incertidumbre y baja actividad económica, que puede generar que los ingresos disminuyan o desaparezcan.

La experta en finanzas personales, Jessica Peña, señaló que hacer uso de los créditos no es ni bueno ni malo, lo importante es tener un objetivo claro al cual destinar ese dinero y, sobre todo, que el beneficio que se obtenga a través de ese gasto, ya sea un bien, producto o servicio, dure más del tiempo que se tardará en pagar la deuda.

Las tarjetas de crédito ayudan a pagar poco a poco los gastos más grandes. Las principales claves para un buen uso del plástico son conocer tu capacidad de endeudamiento, planificar tus compras y pagar las deudas, ya que usar las tarjetas de crédito para pagar emergencias puede terminar, indudablemente en una deuda lo que podía empeorar la situación. Por ello se recomienda evitar su uso frente a estos escenarios.

Sin embargo, de tratarse de una empresas o microempresas, Peña indicó que, ante la caída de producción e ingresos, recurrir a un crédito como estrategia para apoyar las finanzas puede ser una muy buena opción, pero si simplemente se quiere recurrir al crédito para “para tapar hoyos”, se debe replantear la decisión. 

La comparadora de servicios financieros Coru.com agregó que, si ya se tiene considerado usar los plásticos durante esta temporada, es necesario revisar con qué tarjetas se cuenta y para que pueden ser útiles durante la contingencia por el Covid-19.

Aquí te dejamos unos consejos:

  • No hay un número ideal de tarjetas. El total ideal de las tarjetas es aquel que se puede mantener sin ahogar la economía personal, recuerda que son instrumentos de pago que te permiten comprar ahora y pagar después, con ciertas ventajas como transacciones en línea y algunos descuentos, según el banco que la emite o si pertenecen a redes de pago como Visa o MasterCard.
  • La tarjeta de crédito en esta contingencia puede ser de gran utilidad para agilizar las compras vitales en internet, así como tener un respaldo financiero en caso de emergencias hospitalarias.
  • Usa tarjeta después de la fecha de corte. Si usas tu tarjeta de crédito después de la fecha de corte, tendrás alrededor de 50 días para pagar. La fecha de corte es la suma que hace el banco de todos los gastos que hiciste en el mes, para asignarte una fecha de pago. Así, puedes aprovechar todo ese tiempo para ahorrar y pagar a tiempo.
  • Planifica tus compras a meses sin intereses. Después de conocer tu capacidad de pago y ser precavido con la tasa de interés, la clave para no endeudarte es planificar cada compra que vayas a realizar con tarjeta. Trata de usar los meses sin intereses solo para cosas urgentes o que sean duraderas después de pagarlas.
  • Consulta la tasa de interés de tu tarjeta. En otras palabras, pregunta cuál es el costo de tu crédito. Es decir, dependiendo de la tasa de interés aumentará tu monto a pagar. Si crees que en algún momento no podrás liquidar la deuda de tu tarjeta, busca una tarjeta que ofrezca una tasa de interés baja. 

KGA